Finca S.A. trabajando entre roedores

Finca S.A. es una empresa productora de alimentos para animales que tiene varias plantas a nivel nacional. Los trabajadores afiliados a Sinaltrainal, de la planta ubicada en la vía Bogotá – Mosquera, denuncian las condiciones de precariedad en que laboran y las condiciones insalubres en que se producen los alimentos, que así sea para animales, deberían producirse en condiciones higiénicas.

Autor: periódico El Socialista, 2 de octubre de 2016.

Los trabajadores organizados en Sinaltrainal se encuentran en conflicto laboral porque presentaron pliego de peticiones y como la empresa no quiso negociar el proceso se encuentra en fase de convocatoria de Tribunal de Arbitramento. Pero además tienen graves problemas de seguridad industrial, que en ninguna empresa seria deberían existir. La planta está plagada de roedores y los alimentos que allí se producen terminan contaminados y los trabajadores expuestos a adquirir enfermedades por las condiciones en que laboran. Los trabajadores denuncian que tienen que soportar los malos olores producto de la descomposición de ratas muertas, de heces y orines de los roedores, situación en la que llevan mucho tiempo sin que la administración de la empresa de le solución. Señalan que la recomendación que da la administración a los trabajadores es que ante la contaminación con los pelos de los roedores sacudan el overol y que cuando lo lleven a la casa no lo mezclen con el resto de ropa.

Los roedores ya han causado daños en las partes eléctricas como en los cables al morderlos. Esto ha producido paradas en la producción en varias ocasiones y los electricistas tienen que soportar esta situación de riesgo para su salud.

De otra parte, los trabajadores denuncian que se está ampliando la planta sin que se tomen las más mínimas medidas de seguridad, pues no se ha aislado el sitio de la obra civil donde se está construyendo y se han producido incidentes que han colocado en riesgo de muerte a algunos trabajadores. En el área del vaceo los trabajadores se vienen quejando por el peso de los bultos que en algunos casos llegan a superar los 70 kilos.

Ya en lo que tiene que ver con los clientes que compran productos de Finca, los trabajadores dicen que varios han reclamado porque algunos de los paquetes los han encontrados contaminados y oliendo a orines de rata. Lo que es incomprensible para los trabajadores es porque el Ministerio de Salud permite que una fábrica de alimentos produzca en estas condiciones antihigiénicas, porque el Ministerio de Trabajo no interviene para exigir que se cumplan las normas de seguridad industrial, y el porqué de la negligencia y la decidía de la administración de la empresa. En su desespero están recurriendo a los medios de comunicación para denunciar y lograr que la empresa sea segura para los trabajadores y para los animales que consumen el alimento que allí se produce.

Hay trabajadores del sindicato que son discriminados por su estado de salud y no los reubican mientras que al personal del pacto colectivo si les mejoran el cargo y las condiciones laborales. El casillero donde se guarda la ropa (locker) es pequeño y el trabajador debe guardar la ropa de calle y en este mismo sitio la ropa de trabajo, incumpliendo normas de salud, pues la ropa de calle se contamina y queda con los residuos y malos olores.

Peticiones

Entre de las peticiones que hacen los trabajadores están:

-Dar solución definitiva contra la propagación de roedores, sobre todo en sitios o zonas donde laboran los trabajadores.

-Limpiar muy bien los sitios donde hay presencia de roedores, heces, orines, pelos, etc.

-Utilizar métodos más eficientes para eliminar las plagas.

-Que se utilice un veneno que neutralice el olor que produce cuando mueren los roedores

-Reubicar los bultos a fumigar con el gas Detia en un sitio lejos del sitio donde laboran los trabajadores.

-Reubicar a los trabajadores sindicalizados, con discapacidad, y darles el mismo trato que al personal del pacto colectivo. Es decir, cero discriminaciones

-Dar un casillero aparte para la ropa de calle y otro para la ropa de trabajo.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.